Nex Prensa Escrita
Pais:   Chile
Fecha:   2018-05-24
Tipo:   Suplemento
Página(s):   4
Sección:   Suplemento
Centimetraje:   34x24
  • NUBE HÍBRIDA: LA APUESTA DE FUTURO DEL CLOUD
    El Diario Financiero - TI Para Empresas
    Mientras algunas empresas siguen definiendo si migrar a nubes privadas o públicas, la combinación de las dos toma fuerza al entregar mayor agilidad, flexibilidad y seguridad.
    Una de las dudas que tradicionalmente persiguen al cloud es acerca de la seguridad de alojar datos críticos o aplicaciones relacionadas con el core del negocio en un entorno público. Ese temor ha hecho que la nube privada haya tenido, desde el comienzo, un mayor 'arrastre' entre las empresas.

    Sin embargo, según el informe Red Hat Global Tech Outlook 2018, esta situación podría estar cambiando pues el 61% de las firmas encuestadas para este estudio definió como híbrida su estrategia de infraestructura en la nube, en comparación con el año pasado, cuando la tendencia era dividirla entre híbrida (30%) y privada (38%).

    El informe cataloga a la nube híbrida como 'the hot strategy', e incluso señala que algunas compañías van más allá de la coordinación híbrida y la portabilidad de la carga de trabajo en más de una nube al mismo tiempo, utilizando estrategias de varias nubes para sus aplicaciones. De hecho, el reporte señala que alrededor del 37% de las empresas indica que se está moviendo hacia un futuro de múltiples nubes, ya sea implementando o planeando implementar una infraestructura de este tipo en 2018.

    'Sin duda, el tipo de nube que está concentrando mayor interés es la híbrida', señala el gerente de Ingeniería de Cisco Chile, Víctor Toscanini, quien destaca que, según un estudio de IDC de 2017, el 94% de las empresas tiene planes de ocupar nubes y está pensando en utilizar múltiples.

    Integración

    Para Cristián Cabezas, Solutions Director en Dimension Data Chile, esta tendencia global permite combinar ambas plataformas -privada y pública-, tomando ventaja de la agilidad, flexibilidad y seguridad de todo el ambiente cloud, 'pero presenta, como desafíos, una mayor complejidad en su implementación, un riguroso cumplimiento normativo, algunos temas de seguridad y administración de la operación'.

    Así las cosas, la clave para una estrategia exitosa en la nube, dice el country manager Cloud de IBM Chile, Manfred Loebel, 'es construir puentes entre estas diferentes islas de información y sistemas para crear un entorno de nube híbrida integrada para un negocio más ágil y más inteligente'.

    Esto permite, por ejemplo, que los desarrolladores puedan lanzar y actualizar servicios rápidamente, sin importar dónde y en qué plataformas se ejecutan.

    Además, agrega Loebel, los responsables de la toma de decisiones pueden acceder a conjuntos de datos completos, independientemente del lugar donde residan, para tomar decisiones informadas con mayor velocidad y exactitud.

    Este modelo ofrece la posibilidad de trabajar con formatos tradicionales de infraestructura, relacionados con el legado tecnológico que tienen las empresas, 'pero al mismo tiempo también de innovar con nuevas arquitecturas, tecnologías y enfoques, que tienen que ver mucho más con el mundo de la nube', explica el gerente regional de Infraestructura para Latinoamérica de Red Hat, Adrián Cambareri.

    De esta manera, asegura, la nube híbrida compatibiliza estos mundos para que haya una mirada única y homogénea desde el punto de vista tecnológico y las empresas puedan hacer uso de distintas plataformas de forma concurrente, con una única manera de consumir los servicios, administrarlos y explotarlos.

    Menos costos, menos riesgos

    La principal ventaja de este modelo, dice el gerente general de Defontana, Diego González, es que los datos de misión crítica pueden ser almacenados en la nube privada, como los que tienen relación con el core business, mientras los demás pueden radicarse en la pública, ahorrando costos y optimizando recursos.

    'La empresa tradicional debe pensar en nube híbrida, pues la cloud privada sigue siendo costosa y no todos los sistemas son críticos como para no poder migrarlos a la nube, por lo que siempre es aconsejable una migración paulatina, pero deben hacerlo', comenta Carolina Zamorano, Multicloud Business Manager de Soluciones Orión.

    De hecho, según el vicepresidente de Product Marketing de Citrix, Calvin Hsu, hay un fuerte componente financiero para que las empresas se trasladen a la nube, especialmente porque éstas no quieren hacer grandes inversiones iniciales que se deprecien con el paso del tiempo. 'Quieren hacer operaciones coherentes y consistentes relacionadas a infraestructura y, al mismo tiempo, desean flexibilidad para hacer uso de múltiples nubes. Lo que es mucho mejor por distintas razones, incluso en costos', asegura el ejecutivo.

    En este escenario, se recomienda pensar bien la estrategia de cloud, sobre todo en empresas grandes, señala el gerente corporativo de Servicios de Data Center y Cloud de SONDA, Juan Ernesto Landaeta, 'pues no es llegar y migrar toda su plataforma de cómputo a la nube de un día para otro'. Agrega que lo ideal es ir subiéndose gradualmente, ojalá con modelo de nube híbrida o multicloud, con algún mínimo resguardo fuera del cloud en caso de que alguna contingencia suponga la pérdida total de conectividad con el proveedor para seguir operando internamente el negocio.

    'Un modelo de nube híbrida, con distintos proveedores de nube pública y una o más nubes privadas, podría suplir ese riesgo', afirma. 'Los clientes están analizando todos los entornos', dice la directora regional de Citrix para Suramérica, María Celeste Garros: 'Todos están buscando adaptarse a este modelo de consumo y poder buscar soluciones que sean más rápidas, más flexibles, más simples de funcionar, que se adapten más al negocio'.

    Recuadro
    Alrededor del 37% de las empresas indica que se está moviendo hacia un futuro de múltiples nubes, según Red Hat.
    Pie de pagina
    POR A. FERNÁNDEZ Y C. MARÍN-