Nex Prensa Escrita
Pais:   Chile
Fecha:   2019-01-31
Tipo:   Prensa Escrita
Página(s):   C8
Sección:   Ediciones Especiales - INCLUSIÓN FINANCIERA
Centimetraje:   26x28
BANCARIZACIÓN VA AL ALZA Y ACORDE A NIVEL DE INGRESOS DEL PAÍS:
Chile avanza en la inclusión financiera
El Mercurio
Así lo refleja un reciente informe de la Asociación de Bancos, que —entre otras cosas— destaca que hoy existe un mayor acceso a cuentas transaccionales.
Tendencias recientes de la inclusión financiera en el país dan cuenta de que la bancarización va al alza y acorde al nivel de ingresos del país; que disminuye la tenencia de deudas de consumo, que los hogares aumentan el ahorro y la tenencia de activos. De ello trata el informe de la Asociación de Bancos publicado en noviembre de 2018, y que enfatiza que 'la inclusión financiera es fundamental para la vida cotidiana de las personas'.

En efecto, de acuerdo con el Banco Mundial, el acceso a una cuenta transaccional es el primer paso para dicha inclusión, ya que actúa como puerta de entrada para la contratación de otros servicios financieros. Por consiguiente, este organismo internacional se ha puesto como meta promover el acceso universal a cuentas transaccionales hacia el año 2020. Asimismo, las autoridades chilenas han fomentado en su agenda el acceso financiero universal, donde —entre otras iniciativas— destaca la creación de la Comisión Asesora para la Inclusión Financiera.

CIFRAS RELEVANTES

'En esta materia —indica el reporte— la evaluación del sistema chileno es muy favorable. En efecto, Chile registró un aumento en la tenencia de cuentas bancarias transaccionales de 80% a 86% de los hogares entre 2014 y 2017, siendo este aumento generalizado a través de todos los estratos de ingresos' (Encuesta Financiera de Hogares, EFH, del Banco Central de Chile).

'La mayor bancarización se refleja también en un aumento del número de cuentas corrientes y cuentas vista administradas por la banca, las que entre 2014 y 2017 subieron en 4 millones, alcanzando actualmente más de 24 millones de unidades'.

A nivel internacional, Chile se ubica en una posición relativamente alta y acorde a su nivel de desarrollo. En efecto, según cifras de la encuesta Global Findex 2017 del Banco Mundial, en el país, tres de cada cuatro personas mayores de 15 disponen de una cuenta en una institución financiera, proporción que se encuentra en línea con el nivel de ingreso per cápita nacional.

El uso de tarjetas bancarias también aumentó. La proporción de hogares que usa tarjetas de débito con alguna frecuencia subió de 65% a 73% entre 2014 y 2017. Asimismo, el uso de tarjetas de crédito bancarias también registra un avance, subiendo de 23% a 28% de los hogares en igual período.

En tanto, a diferencia de lo ocurrido en los servicios transaccionales, la tenencia de deudas entre los hogares chilenos ha bajado. Al respecto, la versión 2017 de la encuesta EFH del Banco Central revela que el 66% de los hogares reporta tener algún tipo de deuda, cifra muy inferior al 73% registrado en la medición de 2014. 'Esta disminución se explica principalmente por la menor tenencia de deudas de consumo, la cual bajó de 63% a 55% de los hogares', analizan desde la Asociación de Bancos.

En relación al ahorro, la EFH 2017 revela un alza sustancial de la proporción de hogares que dicen haber formado ahorros durante los últimos 12 meses, subiendo 10 puntos porcentuales respecto de 2014, hasta alcanzar el 36%.

'Estas son noticias positivas, ya que indican el aumento de la práctica de un hábito saludable entre los hogares chilenos, que se asocia a un mayor nivel de resiliencia financiera, desarrollo que además es transversal para los diferentes segmentos de la población', expresa el informe de la asociación bancaria.

Paralelamente, la tenencia de activos entre los hogares también muestra un alza significativa en los últimos años. Según la EFH 2017, el 89,3% de las familias posee algún tipo de activo, considerándose activos financieros y reales, cifra que es casi un 5% mayor que la registrada en la encuesta de 2014. 'Este aumento se explica principalmente por una mayor tenencia de activos financieros (+7,9 pp), tanto de renta variable como de renta fija, donde destaca el incremento de las cuentas de ahorro bancarias y el Ahorro Previsional Voluntario'.

COMISIÓN ASESORA

La Comisión Asesora para la Inclusión Financiera se creó formalmente a través del Decreto Presidencial N° 954 del Ministerio de Hacienda de 2014, cuya misión es asesorar al Presidente de la República en el diseño y la ejecución de medidas y otras actividades tendientes a mejorar esa inclusión, que a juicio del subsecretario de Hacienda, Francisco Moreno, 'no solo es una estrategia para aliviar la pobreza, sino también es una estrategia que puede ayudar a las MiPymes a obtener ganancias en la productividad, mayores ventas y creación de empleos'.

Así lo aseveró Moreno en el marco de la reunión de Ministros de Finanzas APEC, en Papúa Guinea, en octubre de 2018, donde también expuso que en Chile, 'durante mucho tiempo solo tuvimos un progreso parcial (en inclusión financiera). Los únicos instrumentos ampliamente extendidos fueron las cuentas de ahorro y las tarjetas de crédito de las tiendas. Sin embargo, durante los últimos diez años, se ha logrado un progreso notable que se refleja en el fuerte crecimiento de las cuentas transaccionales o de pago y las tarjetas de débito asociadas con ellas. Según el regulador financiero chileno, el número de tarjetas de débito aumentó de 7,4 millones en diciembre de 2007 a 21,3 millones en julio de 2017 o, en otras palabras, tuvo un incremento de 187%'.

Además, mencionó que este acceso universal a las cuentas transaccionales está acompañado por una infraestructura que favorece su uso. 'Un papel clave ha sido desempeñado por su red CajaVecina, la red de minoristas más grande del país, que actualmente comprende más de 20.000 puntos de atención y proporciona servicios transaccionales que incluyen transferencias de dinero, depósitos, la transferencia de fondos entre cuentas y pagos de varios. Este modelo, que requiere solo un punto de venta en el punto de atención, ha demostrado ser muy exitoso, debido, en parte, a sus bajos costos', dijo Moreno.

A pesar de los avances logrados, el subsecretario explicó que Chile aún enfrenta importantes desafíos en esta área. 'Solo por mencionar algunos de ellos, estamos convencidos de que necesitamos fortalecer los esfuerzos para abordar la transformación digital, la educación financiera y las remesas para inmigrantes a través de instituciones bancarias, entre otros', dijo.

En tanto, en actividades realizadas durante el Mes de la Educación Financiera (octubre), el ministro de Hacienda, Felipe Larraín, manifestó que para el Gobierno 'es importante que muchas personas accedan a la educación financiera, porque es una manera de ampliar la inclusión financiera y mejorar la calidad de vida de todos, y esto se inicia en la educación escolar'. Por su parte, el presidente del Banco Central, Mario Marcel, señaló que 'para el Banco Central, la educación financiera es una herramienta clave para que los ciudadanos tomen decisiones informadas que permitan resguardar su bienestar y calidad de vida, así como también la estabilidad del sistema financiero'. Además, el director nacional del Sernac, Lucas del Villar, subrayó que la educación financiera 'permite a los consumidores tomar decisiones informadas y ejercer sus derechos (...) Consumidores educados financieramente pueden promover cambios positivos en el mercado y permiten evitar las consecuencias negativas del sobreendeudamiento'.

La Comisión Asesora para la Inclusión Financiera —liderada por el ministro de Hacienda— hoy avanza en actualizar la Estrategia Nacional de Educación Financiera. Un punto importante es que en la inclusión financiera que se está promoviendo, las personas decidan informadamente y accedan de forma segura a instrumentos de ahorro e inversión, por ejemplo, que les permitan mejorar su calidad de vida, alcanzar su bienestar presente y futuro.

Recuadro
Tendencias en el país

El grado de inclusión financiera en Chile está acorde al nivel de ingresos del país y es relativamente alto en el contexto internacional.

El uso de tarjetas de débito y crédito ha aumentado en línea con la mayor bancarización. El 73% y 28% de los hogares, respectivamente, las usa con alguna frecuencia.

La tenencia de deudas disminuye por menor deuda de consumo. Esto se observa especialmente en los hogares de menores ingresos (TMC).

Aumenta el ahorro y la tenencia de activos financieros entre los hogares.

FUENTE: Asociación de Bancos.