Nex Prensa Escrita
Pais:   Chile
Fecha:   2020-04-13
Tipo:   Prensa Escrita
Página(s):   19
Sección:   DF - Reportajes
Centimetraje:   31x8
COLUMNA DE OPINIÓN
La última milla tiene más valor que nunca
El Diario Financiero
La vida en el planeta nos desafía todos los días y hoy, especialmente, nos invita a esforzarnos por ir más allá. Estamos obligados a hacer las cosas de otra forma y a innovar a un ritmo más acelerado.

La última milla nunca había sido tan importante como hoy. Todos estamos en casa, enfrentando lo mejor posible una pandemia y, para la industria de la logística, el desafío es aún mayor. La gente espera – más que nunca - que lo que necesita llegue a sus manos. Hace tan solo algunas semanas esperábamos que aquello que compramos llegara rápido, pero hoy, en medio de esta crisis mundial, esperamos tan sólo que llegue! Quien lo haga con eficiencia, valdrá oro. Paradójicamente, el mundo de la logística pareciera haber sido el último en subirse a la revolución de la tecnología, y ahora, no tiene otra opción que innovar a la mayor velocidad posible. Esta nueva realidad traerá consigo muchos beneficios para las ciudades y las personas. Y, por cierto, un sinfín de oportunidades para ir más allá de lo imaginado.

Las empresas que ubican al consumidor en el centro de su estrategia son las que hoy van a captar más valor. Pero esto no es tarea fácil porque este consumidor quiere tener el control total. Supone tener el poder de cuándo, cómo y dónde recibe aquello que espera. ¿En 90 minutos? ¿En tres días? ¿El próximo mes? ¿En su casa? ¿En el auto mientras está atascado en el tráfico?

En este tremendo desafío, no ganarán necesariamente las compañías más rápidas, sino las que le den ese poder de decisión al consumidor y le entreguen la solución tal como la está esperando.

En este escenario, podríamos pensar que las grandes compañías del mundo que hasta ahora han liderado el comercio digital ya lo han hecho todo, pero la buena noticia es que podemos adaptarnos y pelear en este duro mercado. ¿Y cómo? Siguiendo una ruta de tres ejes: primero, la tecnología debe ser parte de la cultura organizacional y sin darle tregua al tiempo. Las empresas que incorporen la mayor cantidad y calidad de innovación en forma continua y la incorporen en su visión de negocios, son aquellas que seguirán avanzando. Segundo, establecer formas colaborativas de trabajar. No existe mejor manera de hacer negocios que buscar sinergias entre empresas. Ser dueño de todos los activos dejó de ser la única alternativa. Tercero, el valor que le damos a la data. El gran secreto a voces, es que quienes más lejos llegarán son aquellas organizaciones que entienden cómo usar la información, qué valor le otorgan y qué foco le dan. Es clave aprender a usarla para poder tomar decisiones adecuadas.

En ALTO Track hemos decidido mirar la data desde arriba para generar mayor eficiencia operacional y disminuir riesgos. Integramos tecnología para analizar más y mejor, en tiempo real.

El panorama no se visualiza fácil, pero es posible con convicción y, por cierto, inversión. Cuando de tecnología se trata, no hay barreras. En Chile, estamos en los últimos lugares en innovación y la verdad es que el consumidor ya no tiene razón para esperar. El cliente ya tiene el poder y sabe perfectamente cómo usarlo.

El COVID 19 nos dejará muchos aprendizajes y generará profundos cambios que aún no podemos siquiera imaginar. Mientras tanto, es necesario ser flexibles e ir todos adaptándonos, cada uno desde su lugar.
Pie de pagina
Carlos Honorato, CEO ALTO Track-