Nex Prensa Escrita
Pais:   Chile
Fecha:   2022-08-15
Tipo:   Prensa Escrita
Página(s):   B2
Sección:   Economía y Negocios
Centimetraje:   29x11

Pie de Imagen
George Lever, gerente de Estudios de la CCS, ve en los actuales niveles de la TMP un costo demasiado alto a pagar versus los beneficios en contención inflacionaria.
Sugiere al BC graduar política monetaria:
CCS ve que tasa rectora de 9,75%, y al alza, arriesga contracción sobre lo esperado
El Mercurio
Tan violento como la expansión de la demanda por los retiros y subsidios es el ajuste de ingresos de los hogares, indica.
Frente a la expectativa del mercado de una acción más agresiva de alzas en la tasa de interés de política monetaria (TPM), luego de la sorpresa inflacionaria de julio, un informe de la Cámara de Comercio de Santiago (CCS) plantea que el Banco Central (BC) debiera graduar su política monetaria, ante riesgos de una contracción mayor a la esperada.

Producto de los retiros de fondos de pensiones y de los subsidios del año pasado, la demanda tuvo una violenta expansión, pero el reporte dice que también lo es el ajuste de ingresos que han debido hacer los hogares al extinguirse el grueso de esos apoyos. 'Si a ello se suma una TPM muy por sobre la neutral (entre 3% y 3,5%) y aún en ascenso, la situación para los hogares podría volverse dramática por un período prolongado, mucho más que lo deseado', advierte.

La tasa rectora vigente es de 9,75% y la última encuesta de expectativas del Banco Central estima que subiría a 10,5% en septiembre, para cerrar el año en un 11%, para luego iniciar un recorte en enero de 2023.

El informe gremial repara en algunos de los factores de contexto que han llevado a la reciente agresividad de la política monetaria. Aparte de la variación del IPC, que a julio acumula un avance de 13,1% en doce meses, menciona como otro elemento decisivo el desanclaje de las expectativas inflacionarias que, a partir de septiembre de 2021, se ubican por sobre la meta de 3% en el horizonte de dos años que tiene la política monetaria.

También alude al alza inusual de los ingresos de los hogares que elevaron el consumo presionando la inflación, a lo que se sumaron el aumento de costos del transporte internacional, de los insumos y productos y aumento del tipo de cambio. Pero el gremio afirma que estos factores han comenzado su retirada, con ventas del comercio que acumulan a junio dos meses de baja.

George Lever, gerente de Estudios de la CCS, 'sintetizando estos factores, todo indica que hacia el cuarto trimestre la trayectoria de la inflación comenzará un ajuste claro hacia el rango meta, un proceso que tomará algunos trimestres, pero sobre el cual nuevos esfuerzos sobre la política monetaria actual tienen un rango de acción cada vez más acotado'.
Pie de pagina
Lina Castañeda -