Nex Prensa Escrita
Pais:   Chile
Fecha:   2020-05-15
Tipo:   Prensa Escrita
Página(s):   2
Sección:   Opinión - Editorial
Centimetraje:   17x19
Prórroga de obras en Carriel Sur
El Sur Concepción
El aeropuerto con característica de internacional no solo aumentará el movimiento de pasajeros, sino que desarrollará la actividad exportadora en la zona y dará mayor impulso a la economía regional, lo que será muy importante una vez que se supere la crisis sanitaria.
Se había programado que los trabajos de ampliación del Aeropuerto Carriel Sur estuvieran terminados en abril del presente año, pero a raíz de la emergencia sanitaria por el covid-19, el plazo para la entrega del terminal aéreo se aplazó hasta agosta La empresa a cargo solicitó una extensión de los plazos, de acuerdo con lo que informó el seremi de Obras Públicas, Daniel Escobar.

Por la pandemia, se paralizaron plantas de China e Italia donde se fabrican los equipos de sensores y eléctricos para la climatización y la eficiencia energética del terminal, y si bien el establecimiento puede seguir funcionando, las obras no se recibirán hasta que esté instalado todo el equipamiento comprometido en los contratos.

La modernización de Carriel Sur, con el fin de darle categoría internacionales una de las grandes inversiones que se realiza en la Región del Biobío.

El año 2018 la empresa Icalaf Inversionesse transformó en el nuevo administrador del recinto, hasta 2031, mediante la Sociedad Concesionaria Aeropuerto Carriel Sur S.A. y le ha correspondido impulsar este proceso de modernización. Gradas a esta intervención de 32 millones de dólares el edificio crecerá con nuevas áreas. Esas obras incluyen el mejoramiento del terminal de pasajeros, a través de dos nuevos puentes de embarque, nuevas instalaciones de la Dirección General de Aeronáutica Civil, plataformas y calles de rodaje, y dependencias para la PDI, Aduanas y SAG. La nueva infraestructura permite aumentar la superficie del edificio de 8 mil a 12 mil metros cuadrados, y duplicar la capacidad de atención de pasajeros, pasando de 900 mil a 1,9 millones al año.

Como parte de estos trabajos se incorporarán medidas especiales de seguridad, como máquinas de rayos X de última generación, con doble visión y detección de explosivos para el equipaje facturado. Se incluirá un sistema automatizado para el chequeo de pasajeros en la sala de ingreso, similar al que tiene el aeropuerto de Santiago, y un "bodyscan" para detectar a personas que pudieran traer droga en su cuerpo. También se considerada colocación de cámaras de vigilancia que permitirán detectar a personas sospechosas desde una nueva sala de visualización.

Desde fines del año pasado, el terminal aéreo ya comenzó a operar con vuelos internacionales a Perú, aunque la pandemia de coronavirus y el cierre de fronteras, obligó a suspender los vuelos hacia y desde el exterior, mientras que se redujeron al máximo los viajes nacionales.

Carriel Sur se construyó hace medio siglo, para reemplazar al entonces aeródromo Hualpencillo. Pasó a constituirse en uno de los más modernos del país, a la vez que muy seguro, ya que entonces estaba alejado de los barrios residenciales. Si bien a lo largo de su historia se le han realizado mejoras, como extensión de las pistas, las salas de embarque y actualización de la tecnología, se necesitaba contar con un aeropuerto internacional, acorde con la región.

Sin lugar a dudas que cuando el aeropuerto esté entregado oficialmente y se supere la emergencia sanitaria en el mundo, éste cumplirá una importante función al aumentar el número de pasajeros. También hay grandes expectativas con la internacionalización, ya que se agilizarán los procesos de exportaciones pesqueras, agrofrutícolas e industriales, tanto de las regiones del Biobío como de Nuble, sin tener que concurrir a la capital para hacer los trámites del comercio exterior. Se reducirían los tiempos de desplazamientos de las cargas en cerca de diez horas, respecto de hacerlas por Arturo Merino Benítez. Hasta ahora los envíos al extranjero por Carriel Sur se realizan de manera puntual, como es el caso de envíos pesqueros congelados a Estados Unidos.

El aeropuerto con característica de internacional no solo aumentará el movimiento de pasajeros, sino que desarrollará la actividad exportadora en la zona y dará mayor impulso a la economía regional, lo que será muy importante una vez que se supere la crisis sanitaria.