Nex Prensa Escrita
Pais:   Chile
Fecha:   2021-03-01
Tipo:   Prensa Escrita
Página(s):   4
Sección:   Actualidad
Centimetraje:   30x25

Pie de Imagen
El mercado apuesta por un aumento sostenido en la venta anuales de motocicletas. Podrían hasta triplicarse en un tiempo.

Cristián Reitze. presidente de la ANIM.
CRISTIÁN REITZE, PRESIDENTE DE LA ASOCIACIÓN NACIONAL DE IMPORTADORES DE MOTOCICLETAS
"Hay que conversar con los alcaldes de algunas zonas para que sean más inclusivos con las motos"
HoyxHoy
Las venta crecieron en medio de la crisis y gremio apuesta por un alza de dos dígitos para este año. Sin embargo, su máximo representante pide pensar en una infraestructura que se adecúe a esta realidad. "Por ejemplo, ¡no hay dónde estacionarlas!", dice.
El mejor arranque en cuatro años tuvo el mercado de las motocicletas en Chile, con 3.105 unidades vendidas en enero según informó la Asociación Nacional de Importadores de Motos de Chile (ANIM). Su presidente, Cristián Reitze, afirma que hay al menos tres motivos que empujan esta demanda, casi todos relacionados con la pandemia.

Dice que uno es que la exigencia de distanciamiento social ha llevado a muchas personas a evitar el transporte público y optar por este tipo de vehículos. Otro es que el crecimiento del comercio en línea y el delivery han obligado a las empresas a necesitar medios para llevar los productos a los hogares. Y a ello suma que las entidades financieras han extendido sus créditos para la adquisición de estos aparatos.

Hay indicios de que la pandemia podría comenzar a retroceder. ¿Cree que esto aplanará la venta de motos?

No, nosotros esperamos que este año va a seguir creciendo. En Chile el índice de motorización es todavía muy bajo en comparación con otros países de Latinoamérica, como Argentina, Colombia, Perú, Ecuador. En Chile hay una moto cada cien habitantes y en Colombia hay 50. Yo no sé si Chile va a llegar a esos niveles, pero tiene todavía mucho donde crecer. Y la tendencia que se ha impuesto del delivery y el comercio online no nos parece que vaya a retroceder, va a seguir creciendo. La gente está prefiriendo que le lleven cosas a la casa. Algunas marcas consideran que este año la venta de motos va a tener un crecimiento de dos dígitos.

¿Eso dado por una tasa de comparación baja?

No, el 2020 no fue un año malo. Haber crecido un 2,7% en circunstancias que otras industrias cayeron 30 o 40%, como el caso de los automóviles, no es para pensar en un año malo. Crecer a dos dígitos este 2021 sin duda que es muy bueno.

¿Esta mayor demanda traerá un aumento de los precios?

No necesariamente, sobre todo si se mantiene el dólar bajo, como ha estado en las últimas semanas. No me parece que haya presión para subir los precios. Yo creo que este va a ser un muy buen año para las motos.

Y nuestras grandes ciudades, ¿están preparadas para recibir más motos, dadas las dificultades de convivencia vial que hay?

Esa pregunta es válida para cualquiera de los diferentes modos de transporte, porque la convivencia vial los afecta a todos y todos deberíamos tener ese tipo de educación y de conciencia. Pero claro, en el caso de las motocicletas en muchos lugares las calles no ofrecen seguridad, hay problemas de infraestructura muy grande que afectan a todos los ciclos. No creo que estemos preparados para un gran desarrollo del mercado de motocicletas en Chile, porque, por ejemplo, faltan estacionamientos ¡no hay dónde estacionarlas! Pero la tendencia de crecimiento de la demanda es mundial.

¿Y dónde quedan las motos en la discusión de la convivencia vial, si suele considerarse siempre a los autos y las bicicletas?

Hay que conversar bien con alcaldes de algunas comunas de gran densidad de motocicletas, como por ejemplo Maipú, San Miguel, Puente Alto, La Florida y otras en la Región Metropolitana, para ver si algunos de ellos toman la iniciativa y comienzan a ser más inclusivos con las motocicletas.

También acaban de rigidizarse las reglas para obtener licencia para conducir motos. ¿Tendrá esto un efecto en el mercado?

Está muy bien que Chile se vaya poniendo al día en materia de exigir una licencia tipo estándar internacional. Los exámenes prácticos antiguos eran casi inexistentes, una broma; ahora no, tienen una pista y se puede observar con más claridad si el candidato a la licencia tiene o no el manejo suficiente que se requiere para andar en una motocicleta. Eso es bueno. También es importante que haya control porque hay mucha motito que circula por las calles que dice que son de menos de 50 cc y creen que no necesitan ni licencia, permiso de circulación ni que el vehículo sea homologado. Se las han vendido en esas condiciones y eso está mal, la ley es muy clara y todo vehículo motorizado tiene que tener el certificado de homologación extendido por el Ministerio de Transporte.

Dadas estas perspectivas de buenos años para el sector, ¿como qué país podría llegar a ser en el mercado de las motos?

Como Argentina, que tiene un índice de motorización que es prácticamente el doble de Chile. Chile debería llegar a las 100 mil motos y estamos en 31, 32, 40 mil.

¿Eso es un mercado saludable?

Pienso que sí, pero todavía le faltará por crecer otro tanto más, porque está creciendo la demanda por motocicletas en el mundo entero y Chile no está fuera de esa tendencia.

¿Y sin pandemia se mantendrá esa tendencia?

La motocicleta es un modo de transporte económico; más ecológico, por cuanto emite muchas veces menos que un automóvil; es no congestionante, porque utiliza el sexto del espacio que un automóvil; es fácil de mantener. Tiene otras ventajas que son permanentes, independiente de la pandemia, que hacen que este vehículo sea una verdadera opción de modo de transporte en el futuro… y a eso súmale el agrado de andar al aire libre y pasear en una bicicleta, que es una sensación muy placentera.


Recuadro
58,4% de las ventas de enero fueron en la RM, un 8,1% en Valparaíso, un 6,5% en el Biobío y 5,2% en el Maule.

31.876 motos se vendieron el año pasado en Chile. El 84,8 % fueron modelos de calle.

Pie de pagina
Leo Riquelme--