Nex Prensa Escrita
Pais:   Chile
Fecha:   2021-09-23
Tipo:   Prensa Escrita
Página(s):   D4
Sección:   Innovación - Emprendedores
Centimetraje:   41x13

Pie de Imagen
Laboratorio de investigación del proyecto Gel-X, donde se realizan productos innovadores en base al salmón de descarte.

Apósito para heridas basado en colágeno de salmón.

Biotinta para impresión 3D de alta resolución.
Proyecto en base al salmón de descarte de la Uandes:
Gel-X: desde suplemento alimentario hasta biotinta para impresión de órganos
El Mercurio
Mientras el producto alimentario está aún fase temprana de desarrollo, hay otras tres innovaciones que sí están patentadas y en etapa de escalamiento tecnológico e interés de inversionistas.
La salmonicultura es una de las principales industrias del país. Por una parte, es el segundo sector exportador más grande de nuestra economía (después del cobre) y, por otra, posiciona a Chile como el segundo productor de salmones a nivel mundial (concentra el 27%). Pero en esta industria hay que considerar que el nivel de descarte del salmón se eleva al 50%, de ahí la relevancia de darle usos interesantes y disruptivos a esos desechos.

Para contribuir a ese propósito, desde la Escuela de Nutrición y Dietética de la Universidad de los Andes (Uandes) surgió la idea de crear Gel-X, una plataforma para utilizar subproductos de este pez y revalorizarlos a través de nuevos usos en la industria alimentaria y biomédica mediante un biomaterial —ingrediente gelatinado extraído desde la piel del salmón—. Proyecto que se inició en 2015 con el apoyo de la Dirección de Innovación y el Centro de Investigación e Innovación Biomédica de la Uandes, además de ANID y Corfo.

'Se denomina Gel-X como una plataforma dado que es la tecnología base desde la cual, luego de modificaciones en el proceso, se logra el desarrollo de un ingrediente funcional alimentario (Gel-Food), una cobertura comestible (Gel-Coat), un apósito para promover la regeneración de piel (Gel-Skin) y una tinta para bioimpresión 3D (Gel-Ink)', explica Javier Enrione, investigador principal.

En tanto, Vanessa Campos, ingeniera de procesos del proyecto, destaca que 'Gel-X, al estructurarse como una plataforma para el desarrollo de múltiples aplicaciones basadas en colágeno de salmón es, por sí misma, una innovación'. Añade: 'En el caso de Gel-Skin y Gel-Coat se trabaja directamente con el colágeno de salmón. Gel-Ink es un poco más complejo, ya que el colágeno es sometido a un proceso adicional para mejorar la estabilidad de las estructuras que se imprimen en 3D'.

Aunque desde Gel-X reconocen que en otros países existen productos similares en cada una de estas tecnologías, 'estas presentan limitaciones técnicas que Gel-X busca resolver'.

Alianzas estratégicas

'Para el desarrollo de las diferentes aplicaciones ha sido clave el contacto y colaboración de diversas empresas del sector pesquero. En los últimos años, también hemos trabajando con un inversionista de vasta experiencia en esa industria', dice Erione, junto con señalar que otros aliados estratégicos han sido Cells for Cells (para Gel-Skin), al igual que la Universidad Técnica Federico Santa María (USM).

En el caso de Gel-Ink, cuenta que firmaron un acuerdo de colaboración científica con Harvard Stem Cell Institute de la Universidad de Harvard, 'que nos permitió validar el uso de nuestro material para impresión 3D'.

También comenta que el hub de transferencia tecnológica, HubTec, los apoya en acelerar la llegada de los productos al mercado, que es principalmente internacional. 'Algunos tendrán, probablemente, uso a nivel local en una primera etapa, como Gel-Coat, para nuestra industria salmonera', precisa, junto con señalar que 'hay gran interés' por estas innovaciones.

Los productos

Enrione dice que los productos se encuentran en distintas fases de progreso, aunque precisa que tres ya están patentados por su desarrollo científico-tecnológico. A continuación detalla sus características, usos y nivel de avance.

Gel-Coat: Cobertura comestible hecha en base a gelatina de salmón modificada para prolongar en un 40% la vida útil del salmón fresco, pero que también tiene potencial de uso en otras carnes de exportación, ya que retrasa el crecimiento microbiano y retiene la humedad del producto. La tecnología tiene un bajo costo de producción para la industria alimentaria y es de fácil aplicación. Está en fase de escalamiento y validación en plantas acuícolas.

Gel-Skin: Apósito compuesto de un material poroso basado en colágeno de salmón y excipientes, para el tratamiento de heridas de piel, como quemaduras. Investigadores de la Uandes y de la USM desarrollaron este dispositivo que comprende una matriz co-polimerizada con colágeno de salmón y quitosano que proporciona soporte para el crecimiento celular y capilar. Es biodegradable, por lo tanto, su diseño considera un solo uso. Gel-Skin ha validado su bioseguridad en dos modelos animales diferentes y está trabajando para confirmar su efectividad frente a productos comerciales de mayor costo.

Gel-Ink: Biotinta formulada a partir de biopolímeros de salmón para impresión 3D de alta resolución, que sirve como matriz para el crecimiento celular. Esto con miras a la impresión de órganos para trasplante en humanos. Cabe destacar que la biotina es el componente principal de la impresión 3D, tecnología crucial para el desarrollo de órganos funcionales o estructuras tisulares. Hoy se trabaja en su validación y en su eventual licenciamiento.
Pie de pagina
Andrea Urrejola-